http://www.fides.org

Africa

2003-09-19

AFRICA/KENIA - “GRACIAS A LA ACCIÓN DEL ESPÍRITU SANTO TENEMOS UN LAICADO MADURO, VERDADERA FUERZA DE EVANGELIZACIÓN” DICEN LOS OBISPO DE KENIA

Roma (Agencia Fides) – “Son los catequistas los que dirigen las comunidades cristianas de nuestras diócesis”. Es la opinión de dos obispos misioneros de Kenia, Mons. Virgilio Pante, Obispo de Maralal y Mons. Luigi Paiaro, Obispo de Nyahururu, que se encuentran en Roma para el Seminario de Obispos de lengua inglesa en tierras de misión.
Ambos Obispos son de reciente nombramiento y dirigen dos nuevas diócesis, Maralal, constituida el 15 de junio del 2001 y Nyahururu, creada el 5 de diciembre del 2002. “Nuestras diócesis son diversas” dicen los dos Obispos. “la de Maralal se encuentra en el norte de Kenia en una zona en gran parte desértica y habitada por una población nómada o seminómada, la otra, Nyahururu, está situada en el centro del país, en un altiplano fértil y relativamente prospero. Pero existe al menos un rasgo común: la importancia de un laicado maduro. Por ello, hemos constituido centros de formación para catequistas. Son ellos los que animan las comunidades locales porque tienen una capacidad extraordinaria para entrar en la mentalidad de la gente” afirman los dos prelados.
“En Maralal” dicen Mons. Pante “la dificultad mayor es la encontrar a los pastores que se mueven de una pasto a otro. Tenemos varios catequistas que van a visitarlos a los largo de sus recorridos. Hemos creado también puntos para el aprovisionamiento de agua donde los pastores pueden llevar a abrevar a su rebaño y donde hay algunas estructuras como dispensarios y centros sanitarios. De este modo tenemos contacto con ellos e iniciamos una primera evangelización. Asistimos además a los chicos que van a la escuela y que viven en las estructuras escolares porque las familias están lejos en los pastizales” afirma el Obispo de Maralal que añade: “Desagraciadamente en mi zona existe el triste fenómeno de los enfrentamientos tribales por el control de los pastos y por el robo de los animales. Es toda una tragedia”.
“Mi diócesis es de recientísima constitución” dice Mons. Paiaro, “el trabajo hecho con anterioridad ha dado sin embargo sus frutos. He encontrado una comunidad cristiana vivaz y animada por un laicado maduro. Tenemos 52 sacerdotes locales, los últimos 8 los ordené yo el mes pasado; 14 de ellos trabajan fuera de la diócesis: 3 estudian en Estados Unidos, 3 en Italia y los otros enseñan en los seminarios de Kenia. En el plano pastoral intento proseguir en la promoción de un laicado por medio de la constitución de la Acción Católica diocesana”.
Mons. Pante, misionero de la Consolata, tiene una larga experiencia de la zona y ya antes de ser Obispo conocía personalmente a todos los sacerdotes de la diócesis porque eran sus estudiantes cuando el era director del seminario local. Mons. Paiaro es un misionero “fidei donum” de la diócesis de Padua y trabaja en Kenia desde 1963.
La Diócesis de Maralal tiene una superficie de 20.809 Km2 con una población de 150.000 habitantes de los cuales 30.000 son católicos, las parroquias son 12. La Diócesis de Nyahururu tiene una superficie de 8.065 Km2 con 672.918 habitantes de los cuales 181.632 son católicos con 26 parroquias. (L.M.) (Agencia Fides 19/9/2003 Líneas: 41 palabras: 534)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network