ASIA/PAKISTÁN - El deporte como instrumento de integración y de armonía interreligiosa entre los jóvenes

miércoles, 24 julio 2019 jóvenes     diálogo   iglesias locales  

noisiamofuturo

Karachi (Agencia Fides) - Jóvenes cristianos de Karachi juegan al hockey, al baloncesto e incluso al fútbol en un campo que durante más de diez años les había arrebatado ilegalmente. Se divierten y, a través del deporte, se hacen amigos de jóvenes de otras religiones. Después de una batalla legal que ha llegado hasta el Tribunal Supremo, el campo ha vuelto a estar disponible para las obras pastorales de la comunidad católica de Karachi, en concreto, a la Asociación Cristiana de Jóvenes (YMCA).

"El terreno vuelve a ser utilizado como campo de hockey. Además, pronto se creará también una cancha de baloncesto", explica a Fides el abogado Saleem Michael, católico, miembro de "Justice Helpline", una ONG formada por personas de diversas confesiones, entre ellas cristianos, musulmanes e hindúes. El abogado acogió con satisfacción la decisión del Tribunal Supremo y asegura: "Es otro éxito: después de mucho tiempo, casi 13 años, logramos detener este negocio de ceremonias de boda, decoradores y catering en la propiedad de la Iglesia. Durante décadas, esta tierra de la Iglesia ha sido utilizada como campo de deportes para jóvenes católicos y jóvenes de otras religiones. Aquí se entrenaron jugadores de hockey de calidad que representaban a Pakistán en la Copa del Mundo y en los Juegos Olímpicos. Este campo de deportes no es sólo una propiedad cristiana, sino un recurso nacional".

Por su parte, Sabir Michael, activista pro derechos de las minorías, dijo a Fides: "Es una buena señal que el gobierno haya tomado la iniciativa de volver a convertir el sitio en un campo de deportes, donde gente de todas las religiones vendrá, jugará y aprenderá a vivir juntos. Los deportes son siempre muy importantes y no son insignificantes para la armonía interreligiosa, la paz y la confianza en sí mismas de las personas. Cuando las personas juegan juntas, aprenden disciplina y respeto. Este lugar ha promovido la armonía interreligiosa en el pasado, ahora ha comenzado un nuevo capítulo, y espero que continúe, concluyó Michael".
(Agencia Fides 24/7/2019).


Compartir: