ÁFRICA/NIGER - Domingo de guerrilla en Niamey: el testimonio de un misionero

martes, 31 octubre 2017 pobreza  

Niamey (Agencia Fides) - El domingo 29 de octubre, los barrios del Centro de Niamey se parecían a las guerrillas urbanas de otras épocas”, escribe a la Agencia Fides el p. Mauro Armanino, misionero de la Sociedad de Misiones Africanas (SMA), quien desde hace años vive y trabaja en Níger. “Neumáticos, piedras, palos, gases lacrimógenos y cargas policiales han marcado una manifestación no aprobada que ha pasado de ser una reunión a una marcha violenta”. Al menos 23 policías han resultado heridos en enfrentamientos, según las autoridades, que acusan al ex primer ministro en el exilio, Hama Amadou, de fomentar las protestas a través del uso de las redes sociales dirigidas por sus partidarios en los Estados Unidos y algunos países europeos.
Según el p. Mauro los motivos de la protesta son reales: “La educación escolar nacional se encuentra en una etapa avanzada de desmantelamiento, la atención médica es casi nula, las finanzas públicas son desastrosas y la vida política está llena de escándalos interminables y de corrupción. Todo ello dentro de un contexto de estado de emergencia extendido en varias partes del país a causa de los ataques terroristas”.
“El anuncio de la financiaria del 2018 que la sociedad civil teme podría poner a los ciudadanos de rodillas, ha contribuido a despertarlos del sueño fatal en el que parecían haber caído”, agrega el misionero.
“Ya en el pasado, las movilizaciones contra el aumento de los aranceles habían plegado sus fuerzas al poder. Pero eran otros tiempos y otros contextos”, dice el p. Mauro, recordando que Níger se ha convertido en el centro estratégico de las operaciones militares de Francia y Estados Unidos en el Sahel, como lo demuestra el ataque del 5 de octubre en el que cuatro “cascos verdes” de EE. UU. Y al menos cinco soldados de Níger fueron asesinados (véase Fides 10/10/2017). “Mientras tanto, sorprende que, sin mencionar la escandalosa administración del poder, los cancilleres occidentales (y los cancilleres chinos, indios y turcos) convierten a Níger en un polo elegido de estabilidad y garantías en el caótico espacio del Sahel”, subraya el p. Mauro.
“Un Níger útil para luchar contra la migración, sede de los ejércitos francés, estadounidense y dentro de poco también italiano, que en última instancia sólo importa porque es conveniente. Las condiciones de vida de las personas, los pobres de la ciudad, los agricultores que siempre han sido excluidos, todos ellos no importan. Es por eso que el humo de los neumáticos y el del gas lacrimógeno son la señal de que lo que se está quemando es la esperanza de los pobres”, concluye el p. Mauro. (L.M.) (Agencia Fides 31/10/2017)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network