ASIA/PAKISTAN - Fallece el chico cristiano quemado vivo por unos jóvenes musulmanes

miércoles, 15 abril 2015

Lahore (Agencia Fides) - Nauman Masih, el chico cristiano paquistaní de 14 años de edad, que fue quemado por un grupo de jóvenes musulmanes que no conocía hace unos días (véase Fides 13/04/2015), ha fallecido esta mañana en el hospital de Lahore. La Agencia Fides ha recibido la confirmación de la noticia a través de fuentes locales en Pakistán. El muchacho había sido detenido y atacado después de declarar que era cristiano. Los jóvenes le derramaron gasolina por encima, sufriendo quemaduras graves en el 55% de su cuerpo.
Según algunos observadores, el gesto podría estar motivado por la venganza tras el linchamiento de dos musulmanes ocurrido en Youhanabad – que fueron declarados inocentes - tras el ataque del 15 de marzo, a las dos iglesias.
Después del linchamiento público en Lahore, la policía ha registrado varias casas en Youhanabad y arrestado a más de 100 jóvenes cristianos para localizar a los culpables. “Los cristianos han condenado el linchamiento, diciendo abiertamente que es un gran crimen. Sin embargo, en el pasado, en muchos casos han quemado vivos a cristianos inocentes: recordamos los ataques en masa al barrio cristiano de Gojra, Shantinagar, o a los dos cónyuges cristianos quemados vivos en una fábrica de ladrillos en noviembre de 2014”, señala el padre James Channan, Dominicano, Director del “Peace Center” en Lahore, comprometido con promocionar iniciativas de paz, armonía, reconciliación, diálogo interreligioso.
“Este episodio muestra el odio que circula en la sociedad. Necesitamos que se realice un gran trabajo en favor del diálogo y la armonía entre los creyentes de las diferentes religiones”, señala el p. Channan.
Shahbaz Sharif, Primer ministro del Punjab, ha pedido que los responsables sean arrestados. El Director del “Peace Center” concluye: “Yo diría que hoy estamos en el peor período de la historia de la vida de los cristianos en Pakistán. La discriminación, el sufrimiento, la opresión a menudo se convierten en verdaderas persecuciones. Hoy queremos preguntar al gobierno: ¿donde queda la justicia? ¿Dónde están los culpables de los muchos episodios de violencia gratuita cometidos contra los cristianos?”.
Mervyn Thomas, director de la Ong “Christian Solidarity Worldwide”, afirma en un comunicado enviado a la Agencia Fides: “Oramos por el muchacho y por su familia. Creer que se puede matar a un chico simplemente por su profesión de fe es profundamente preocupante. La cultura de la impunidad debe terminar, y se debe garantizar los derechos a las minorías religiosas al igual que a todos los ciudadanos de Pakistán”. (PA) (Agencia Fides 15/4/2015)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network