AMERICA/ESTADOS UNIDOS - No a las leyes contra los inmigrantes, la Iglesia tiene derecho a ayudar a los inmigrantes

viernes, 1 junio 2012

Santo Domingo (Agencia Fides) – Los Obispos católicos latinoamericanos y de los EE.UU. al finalizar el encuentro sobre y movilidad humana que se ha celebrado en Santo Domingo (Véase Fides 24/05/2012 y 31/05/2012), han condenado las leyes definidas como “injustas” contra la migración, establecidas en los estados de Arizona y Alabama de los Estados Unidos que inducen a la xenofobia y atentan contra el derecho de la Iglesia a servir a los migrantes.
Los participantes, en el documento realizado después de la reunión regional, hablan de los “terribles sufrimientos” a los que se enfrentan las personas que intentan ingresar a Estados Unidos desde Centroamérica atravesando el territorio mexicano. “Desde Centroamérica y en todo México los migrantes son preda de los miembros del crimen organizado, especialmente sufriendo el delito de secuestro para extorsionar a sus familias”, afirman los Obispos y participantes de la reunión, recordando las recientes masacres de clandestinos ocurridas en ciudades mexicanas cercanas a la frontera estadounidense.
También han denunciado el aumento permanente en la región de la trata de seres humanos y la esclavitud tanto sexual como laboral, sobre todo de niños y mujeres.
“Nos preocupa la situación migratoria de niños y niñas no acompañados, separados de sus familias, expuestas a este viaje con innumerables riesgos y el drástico aumento en las deportaciones desde Estados Unidos y México, que han llevado a una mayor separación de las familias” denuncian. También han expresado sus críticas al Gobierno de los Estados Unidos por la aplicación de las leyes de inmigración, “que conducen a abusos en los derechos fundamentales y al establecimiento de leyes estatales injustas, como las de Arizona y Alabama, producto del miedo a la presencia de los migrantes”.
El documento concluye reiterando su deseo de continuar los esfuerzos para lograr una reforma migratoria integral en Estados Unidos que respete los derechos de los migrantes, evitar la separación de las familias y reducir las deportaciones. (CE) (Agencia Fides, 01/06/2012)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network