http://www.fides.org

News

2013-10-28

ASIA/SIRIA - Mediación por la seguridad de los civiles en Sadad: la Iglesia sirio-ortodoxa en primera línea

Damasco (Agencia Fides) – Con un esfuerzo de mediación, sostenido por la oración incesante: la Iglesia sirio-ortodoxa en Siria se ha comprometido en la salvación de los civiles cristianos atrapados en la ciudad de Sadas, en la carretera entre Damasco y Homs. En los últimos días, la ciudad fue atacada por tropas islamitas y el Metropolita Silwanos Boutros Alnemeh, titular de la archidiócesis sirio-ortodoxa de Homs y Hama, lanzó un llamamiento urgente para crear un “corredor humanitario” que permitiese la evacuación de la población civil (véase Fides 25/10/2013). Ahora, según la información de la Agencia Fides, el Patriarcado sirio Ortodoxo ha puesto en marcha una cadena de oración incesante en todas las iglesias de Damasco y de la región. Junto con la oración, los representantes del Patriarcado han puesto en práctica un intento de mediar entre las partes en conflicto, con miras a la salvación de 1.500 civiles, en su mayoría cristianos sirio-ortodoxos, entre ellos mujeres, niños y ancianos, que siguen en Sadad .
Ayer, en frente de la Catedral sirio-ortodoxa de St. George, en Damasco, los fieles se reunieron para orar y mostrar su solidaridad con la población de Sadad y con la de Homs, recordando todos los secuestrados que siguen retenidos como rehenes por los grupos armados.
Mons. Matteo Khoury, obispo del patriarcado sirio-ortodoxo de Damasco, en un comunicado enviado a la Agencia Fides reitera “la urgencia de la oración incesante” y envía un mensaje a todas las naciones “para que ayuden a Siria a combatir el extremismo religioso y el terrorismo”. El obispo, al pedir “que se ponga fin al derramamiento de sangre” en el país, señala que “los verdaderos musulmanes y líderes religiosos islámicos han expresado su solidaridad con los cristianos de Sadad, que han estado sometidos a cinco días de ataques terroristas bárbaros después de las incursiones de extremistas armados”.
El Patriarcado se dirige, en particular, a las organizaciones internacionales que promueven los derechos humanos, llamando a “un compromiso para salvar Sadad”. Entre los fieles de Damasco, el p. Gabriel Daoud, sacerdote sirio-ortodoxo, señala: “Hoy, hay muchos grupos terroristas que tienen como único objetivo llevar la muerte y la destrucción a Siria. No sólo esto: están tratando de destruir los tesoros arqueológicos y los monumentos de la milenaria historia de Siria”. La antigua ciudad de Sadad se encuentra en la sierra de Qalamoon. Algunos grupos islamitas armados entraron en la ciudad por sorpresa en la madrugada del 21 de octubre, ocupándola y tomando como rehenes a más de 1.500 civiles (véase Fides 23/10/2013). El esfuerzo de mediación para salvar a los civiles aún no ha tenido éxito. (PA) (Agenzia Fides 28/10/2013)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network