ASIA/SIRIA - Familias y sobre todo niños en el campamento de refugiados de Atmeh en la frontera entre Siria y Turquía

miércoles, 14 noviembre 2012

Atmeh (Agencia Fides) – Hay muchos niños que han escapado de la sangrienta guerra civil que está atravesando Siria y representan la mayor parte de los desplazados en las tiendas del campamento de refugiados de Atmeh, en la frontera entre Siria y Turquía. Muchos de ellos han sido testigos de hechos atroces, algunos han perdido a miembros de su familia y la mayoría sufren de insomnio o tienen miedo a los ruidos fuertes, tales como aviones. El campamento de Atmeh fue creado por necesidad hace unos tres meses, cuando Turquía empezó a reducir drásticamente el permiso de entrada a los sirios. Decenas de miles de personas se han quedado bloqueadas en la frontera. Los combates entre las fuerzas del presidente Bashar Assad y los rebeldes han causado el desplazamiento de cientos de miles de sirios a los países vecinos. En los campamentos turcos hay más de 112.000 desplazados sirios.
Los procedimientos para cruzar la frontera se han vuelto más lentos debido a los controles de seguridad estrictos. En el campamento de refugiados se han distribuido tiendas de campaña y alimentos donados por las agencias de ayuda humanitaria: hay más de 5.000 personas, en su mayoría familias con muchos hijos, a los que se ha impedido llegar a Turquía. Entre las tiendas es fácil encontrar a niños que recogen leña para la fogata o llevan agua en recipientes de plástico. De vez en cuando se ve a algunos de ellos jugar. Cada día sigue llegando gente, no hay suficientes tiendas de campaña y las familias reciben sólo la mitad de los productos alimenticios necesarios. Desde marzo de 2011 esta guerra civil ha causado la muerte de al menos 36.000 personas. (AP) (14/11/2012 Agencia Fides)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network