http://www.fides.org

Africa

2012-08-07

ÁFRICA/ZAMBIA - El Obispo de Chipata protesta por la expulsión de un sacerdote de origen ruandés

Lusaka (Agencia Fides) – Su Ex. Mons. George Cosmas Zumaire Lungu, Obispo de Chipata, en Zambia, expresa con fuerza su protesta por la “odiosa expulsión” de un sacerdote de origen ruandés, P. Viateur Banyangandora, párroco de Lundazi, en una carta pastoral, que será leída en todas las parroquias de la diócesis el domingo 12 de agosto.
La carta, cuyo texto ha sido enviado a la Agencia Fides, reconstruye con riqueza de detalles la detención del sacerdote (que el Obispo define como “un secuestro”), que tuvo lugar el 30 de julio. Mons. Lungu afirma que ha encontrado brevemente al P. Viateur en la comisaría local, después de haber recibido una telefonada del sacerdote, en la que le comunicaba que había sido detenido. Según el P. Viateur, las razones de su detención no eran claras, “excepto- escribe el Obispo- que estaban relacionadas con la homilía dominical, en la que se había pronunciado contra los precios del algodón. Me ha asegurado que no había atacado al gobierno de ninguna manera”.
A continuación, el P. Viateur ha sido llevado a Lusaka y, según Mons. Lungu, el sacerdote no ha podido beneficiarse de una tutela legal, ni ser contactado por el Obispo u otras personalidades de la diócesis. Mientras Mons. Lungu procuraba obtener noticias sobre la suerte de su sacerdote, llegó a conocer el hecho de que el P. Viateur había sido expulsado a Ruanda.
“Se nos ha escondido tanto la incolumidad como el lugar de detención del P. Viateur durante cuatro días, hasta el anuncio de la expulsión la noche del 2 de agosto por parte del Ministro del Interior, Edgar Lungu, que finalmente confirmaba, a través de los medios de comunicación social, su traslado forzado de Zambia a Ruanda” escribe Mons. Lungu.
Definiendo al P. Viateur “un buen sacerdote y un hombre de paz e íntegro”, el Obispo de Chipata afirma: “Ninguna explicación podrá nunca convencernos de que se haya comportado de manera que haya perturbado la paz de nuestro País. A pesar de la injusticia que ha sufrido, os invito a todos a la calma”.
El P. Viateur es un prófugo ruandés que ha sido ordenado en 2004. “Se ha convertido en un sacerdote de la diócesis de Chipata. Ha optado por quedarse en Chipata como uno de los sacerdotes diocesanos hasta su muerte” subraya Mons. Lungu.
“En la carta pastoral de enero de 2012 (ver Fides 30/1/2012), nosotros, obispos católicos, hemos puesto en evidencia la difícil situación de la comunidad de los refugiados ruandeses en Zambia. ¿Puede ser la deportación del P. Viateur el comienzo de un empeoramiento de la condiciones de esta comunidad y de nuestros sacerdotes? Solamente Dios lo sabe” concluye Mons. Lungu. (L.M.) (Agencia Fides 7/8/2012)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network