AFRICA/MADAGASCAR - “Doy las gracias a todas las personas de buena voluntad que están cercanas a nosotros”, dice el Obispo de Moramanga después de una visita a los lugares afectados por el ciclón

lunes, 20 febrero 2012

Moramanga (Agencia Fides) – Según los datos publicados por la Oficina Nacional para los desastres, al menos 200.000 personas se han visto afectadas por el paso de la tormenta tropical Giovanna el 13 de febrero (véase Fides 14/2/2012; 16/2/2012; 17/2/2012) alrededor de 40.000 personas han tenido que abandonar sus hogares a causa de las fuertes inundaciones, mientras que los vientos y las lluvias han destruido unas 8.475 casas y demolido por completo otras 4.230.
El ciclón, de categoría cuatro, también a provocado al menos17 víctimas y 77 heridos, así como 4 desaparecidos. Más de 100 estructuras, entre escuelas, hospitales, iglesias y oficinas han sufrido daños. “Finalmente he podido llegar a Andasibe - escribe a la Agencia Fides el obispo de Moramanga, Su Exc. Mons. Gaetano Di Pierro - porque debido al aluvión provocado por el ciclón, era imposible llegar a la aldea situada a 140 km de Antananarivo, al este de Madagascar. He podido reunirme con el alcalde del pueblo, que ya está trabajando en los primeros rescates.
También han llegado algunos responsables del Catholique Relief Service (CRS), con los que hemos empezado a evaluar los daños y pensar la estrategia que poner en marcha para la eventual distribución de ayudas a la gente. Con estos responsables también hemos hecho una inspección en la ciudad de Moramanga. Doy las gracias a todas las personas de buena voluntad que están cercanos a nosotros, especialmente a través de la oración. Gracias de mi parte y de toda la ciudadanía de Moramanga y de todos los fieles de mi diócesis”, concluye Mons. Di Pierro (AP) (20/2/2012 Agencia Fides)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network