http://www.fides.org

Africa

2003-10-01

AFRICA/SUDÁN - LA “PAZ DEL PETRÓLEO” PARA EL DESARROLLO DEL PAÍS. ALANZADO UN ACUERDO PARA LA DIVISIÓN DE LA RESPONSABILIDAD EN LA SEGURIDAD: EL NORTE ES CONFIADO AL EJERCITO Y EL SUR A LA GUERRILLA

Roma (Agencia Fides) - “Las recientes declaraciones de John Garang jefe del Sudan People’s Liberation Army (SPLA) el principal grupo de guerrilla sudanés, representan un signo concreto de que se camina hacia la paz” dice a la Agencia Fides Gino Barsella, gran experto del Sudán. A finales de septiembre, Garang afirmó que el proceso de paz es irreversible que se está trabajando para resolver los otros problemas que separan al SPLA del gobierno sudanés. “Esta declaración fue acordada seguramente con el régimen de Jartum y llega justo después de haberse alcanzado un acuerdo sobre la división de la responsabilidad en materia de seguridad : el norte es confiado al ejército y el sur al SPLA” recuerda Barsella.
“Se trata ciertamente de un paso verdaderamente importante para poner fin al conflicto sudanés que comenzó en 1983, porque hasta el momento la cuestión de la seguridad constituía uno de los puntos delicados a afrontar” señala Barsella, quien añade “las presiones internacionales, en particular de Europa y Estados Unidos, han jugado seguramente un papel decisivo para obtener este resultado. No se trata ciertamente de una ayuda desinteresada y motivada tan solo por una preocupación humanitaria. A muchos les interesan los yacimientos de petróleo presentes en la parte meridional del país. Y este recurso no puede ser plenamente explotado mientras dure la guerra. En todo caso, aunque sea por el petróleo, sirve para hacer que termine el conflicto. Se abre, sin embargo, el problema de la distribución de las rentas petrolíferas y sobre este punto todavía hay mucho que negociar, esperando que se tenga en cuenta el desarrollo de la población local”.
“Mi principal preocupación es que la comunidad internacional empuje para encontrar lo antes posible un acuerdo sin dar tiempo a los sudaneses a que resuelvan las causas profundas del conflicto, que derivan sobre todo de las relaciones entre el norte y el sur, y también entre las etnias meridionales. No quisiera que los verdaderos puntos claves de la guerra sean puestos bajo el tapete sin ser resueltos, para emerger después dentro de algunos años” concluye Barsella.
La guerra civil estalló en 1983 cuando se introdujo la Sharia y la población del sur se rebeló contra el gobierno. La guerra ha provocado unos 2 millones de muertos, miles de refugiados y devastaciones inmensas. (L.M.) (Agencia Fides 1/10/2003 Líneas: 33 Palabras: 414)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network