ASIA/SRILANKA - El Director de las OMP sobre la violencia interreligiosa: "Después de la guerra civil el pueblo quiere paz y prosperidad"

jueves, 22 marzo 2018 libertad religiosa   minorías religiosas   violencia   budismo   islam   líderes religiosos   solidaridad   sociedad civil   cristianismo   cultura   comunicaciones sociales  

Colombo (Agencia Fides) - "En Kandy la violencia interreligiosa ha cesado y la situación ha vuelto a la normalidad. El turismo puede volver a florecer, tal y como lo esperamos, a la vez que tratamos de reparar un tejido social basado en los valores de la armonía, la tolerancia, la paz y la reconciliación, especialmente entre budistas y musulmanes. En este proceso, la contribución activa de los líderes religiosos ha sido y sigue siendo decisiva y llega a los ciudadanos. También los cristianos están dando su aportación para lograr el diálogo y para contribuir a un ambiente de paz; un diálogo de vida que comienza con el intercambio de experiencias para alcanzar un horizonte compartido que es el bien común del país", así lo expresa a la Agencia Fides el padre Basil Fernando, Director Nacional de las Obras Misionales Pontificias (OMP) en Sri Lanka, recordando que la ola de violencia contra los musulmanes estalló en el país en marzo, tras la muerte de un joven cingalés el 22 de febrero, durante una pelea en Kandy.

El Director explica: "La violencia de las últimas semanas nos ha conmocionado. Toda fe religiosa tiene su deriva extremista y aquí también el budismo la tiene. Vivimos en un territorio donde la mayoría es budista. En algunas zonas, incluso los monjes budistas fomentan la violencia, pero debo decir con franqueza que la inmensa mayoría de la población de Sri Lanka rechaza la posibilidad de nuevos enfrentamientos. Durante 30 años vivimos un doloroso conflicto civil que ha marcado varias generaciones por lo que ahora todos anhelan la paz, la armonía, el bienestar y la construcción de un país libre y próspero, libre de toda forma de violencia y guerra". El padre Fernando señala que también los intelectuales y los medios de comunicación se han movilizado en Sri Lanka para condenar la violencia y pedir la paz social: "Se rechazan nuevos conflictos en la sociedad, especialmente si se realizan en nombre de la fe religiosa", enfatiza.

Ante esta delicada situación, los líderes de todas las confesiones religiosas - dice el Director de las OMP de Sri Lanka- se han reunido y han difundido un mensaje muy claro, "de rechazo de toda forma de agresión, violencia y venganza, perpetrada en el nombre de Dios o instrumentalizando la religión". “Deseamos evitar caer nuevamente en esa espiral de odio que durante años hemos experimentado que ha causado mucho sufrimiento a la población y ha dejado miles de víctimas. No debemos caer en la trampa de los pocos extremistas que promueven el odio y la intolerancia. Somos conscientes de ello y estamos dispuestos a comprometernos por la reconciliación y la paz, en el nombre del Evangelio de Cristo", concluye el sacerdote.
(PA) (Agencia Fides 22/3/2018)


Compartir:
libertad religiosa


minorías religiosas


violencia


budismo


islam


líderes religiosos

solidaridad


sociedad civil


cristianismo


cultura


comunicaciones sociales