ÁFRICA/SOMALIA - Elecciones en Somaliland, mons. Bertin: “La democracia es posible en el Cuerno de África”

martes, 14 noviembre 2017 política   democracia   derechos humanos   medios de comunicación   sociedad civil  

Progressio

Yibuti (Agencia Fides) – El voto en Somaliland es algo que da esperanza y que representa una forma alentadora de democracia: las elecciones del 13 de noviembre, para elegir al presidente que sucederá a Ahmed Mohamed Silanyo, se han realizado de forma regular y tendremos que esperar unos días para el anuncio oficial de los resultados. “Estas elecciones son importantes, - dice Mons. Giorgio Bertin, Obispo de Djibouti y Administrador Apostólico de Mogadiscio a la Agencia Fides - porque pueden seguir demostrando que es posible una cierta forma de democracia incluso en Somaliland y, si van bien, representarán una prueba más de cierta seriedad en las instituciones. Para Somaliland - continúa - esta cita significa que el país se mantiene estable y continúa su construcción; para Somalia y para toda la región es la prueba de que una cierta forma de democracia es posible en el Cuerno de África, porque en la zona hay grandes dificultades a nivel de democracia, como en Etiopía, Kenia, Yibuti; y este pequeño estado no reconocido podría animar a la población de los países vecinos a elegir caminos que lleven hacia la plena democratización”.
Al separarse de Somalia, de la que formaba parte desde 1960, el antiguo protectorado británico se autoproclamó independiente en 1991, pero, hasta la fecha, no ha sido reconocido por ningún estado de la comunidad internacional. Con los años, combinando elementos tradicionales y modernos, el liderazgo político ha logrado seguir un proceso de democratización que ha garantizado cierta estabilidad. A pesar de la corrupción y la influencia de los clanes (atenuada pero no desarraigada en el sistema político), Somaliland hoy está organizada como un estado real: tiene una constitución, aprobada por referéndum popular en 2001, un sistema multipartidista, realiza elecciones y posee un ejército, una bandera y una moneda propia.
La fecha de votación del 13 de noviembre se fijó aproximadamente con dos años de retraso con respecto a la fecha que debía ser: en parte debido a las grandes dificultades sufridas por la hambruna y las sequías que afectaron a todo el Cuerno de África, en parte debido al proceso de registro de votantes. En una población en gran parte nómada de 4 millones de personas, hay alrededor de 700,000 personas registradas para elegir al nuevo presidente. Por otra parte, la novedad absoluta para África, ha sido que Somaliland ha utilizado un sistema de votación biométrica con software para el reconocimiento del iris del votante. Más de 1.600 mesas electorales organizadas en escuelas y universidades en todas las provincias. Para supervisar la votación se ha desplegado una misión compuesta por 60 observadores internacionales de 24 países.
Entre los candidatos que compiten por el cargo presidencia están: Muse Bihi Abdi, el candidato de Kulmiye, el partido del presidente en salida (Solidarity party); Abdirahman Mohamed Abdullani ‘Irro’ de Waddani (National party); el tercer candidato es Faysal ali Warabe de Ucid (Justice and welfare party). La campaña electoral de los tres candidatos presidenciales se llevó a cabo sin que se registrasen tensiones: a cada uno de los candidatos se les asignaron días específicos para presentar su propio programa y los tres se confrontaron en un debate público seguido en los medios de comunicación y transmitido desde la capital de Hargeisa.
La Comisión Electoral Nacional ha bloqueado las redes sociales desde el cierre de la votación hasta que se formalicen los resultados. La medida ha sido justificada con la intención de evitar la circulación de “noticias falsas” especialmente en relación con resultados falsos.
“Nuestro deseo”, concluye monseñor Bertin - es que todo el proceso electoral, desde la votación pasando por el recuento, hasta el resultado final, se lleve a cabo y finalice con la máxima transparencia, para comenzar un verdadero futuro democrático que satisfaga las necesidades de los jóvenes”. (ER) (Agencia Fides 14/11/2017)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network