EUROPA/FRANCIA - Cardenal Filoni: El Santo Cura de Ars acompañe en su misión a los sacerdotes y seminaristas de las jóvenes iglesias

viernes, 4 agosto 2017 filoni   santos   sacerdotes  

twitter

Ars sur Formans (Agencia Fides) - “Como responsable de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, pido a San Juan María Vianney su intercesión por nuestros seminaristas y por el clero de las jóvenes iglesias de los territorios de misión encomendados por el Santo Padre a nuestro cuidado eclesial”. Con estas palabras el Cardenal Fernando Filoni ha invocado la intercesión del Santo Cura de Ars por todos los sacerdotes y seminaristas de las jóvenes iglesias, en su homilia pronunciada durante la Misa solemne que ha celebrado hoy 4 de agosto en la parroquia de Ars, en Francia, en el día en el que la liturgia de la iglesia hace memorial del santo patrón de todos los párrocos del mundo. Precisamente en ese pueblo San Juan María Vianney llevó a cabo su ministerio sacerdotal confesando, celebrando la misa, enseñando el catecismo y ayudando a los pobres durante cuarenta años, en una simplicidad evangélica que atraía hasta Ars a multitudes de hombres y mujeres precisamente porque, utilizando los gestos más comunes del cuidado pastoral, no velaba la obra de la gracia.
En su homilía, el cardenal Filoni ha enfatizado repetidamente la fuente de la que fluía la espiritualidad del Cura de Ars, y que hace que San Juan Maria Vianney sea un compañero de camino valioso para aquellos que siguen su vocación sacerdotal en el mundo hoy en día, tan diferente del de la Francia del siglo XIX. “Aquí”, ha dicho el cardenal “muchos sacerdotes vienen a encontrar la inspiración para su vida sacerdotal y hoy yo también soy un peregrino, recordando los años de mi formación en el seminario, cuando en preparación para el sacerdocio, veía al Santo Cura de Ars como un modelo de párroco”.
Juan María Vianney – ha dicho el cardenal Filoni entre otras cosas - frecuentó constantemente las “virtudes santas” de la humildad, la pobreza, la obediencia y la castidad, “que le llevaron por el camino de la santidad de vida y, por lo tanto, a una fecundidad pastoral extraordinaria; por eso atraía la admiración y la estima de muchos fieles y penitentes en busca de paz interior”. El cardenal prefecto de Propaganda Fide ha remarcado que la misión de liberación del pecado realizada por el cura de Ars, en beneficio de su pueblo también incluyó “la responsabilidad de alertar contra el mal, de amonestar a los pecadores, para empujarlos a cambiar sus vidas. Al igual que el profeta Ezequiel, “Juan María Vianney sintió la misma responsabilidad ante Dios: si no adviertes al impío, si no le hablas para que se convierta de su mal camino, él, el malvado morirá por su maldad, pero de su muerte - dice el Señor - Yo te pediré cuentas a tí; por el contrario, si tu le advertirás y él no pecará más, vivirá, y tu habrás salvado tu vida”. Hoy en día - ha señalado el cardenal Filoni - “Juan Maria Vianney continúa su misión pastoral de una manera diferente, pero no menos eficaz. Este santuario, sigue siendo un lugar de bien, de oración y de gracia. Aquí se sigue otorgando misericordia a los que la buscan”. (GV) (Agencia Fides 4/8/2017)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network