ASIA/TAILANDIA - En el sur del país, profesores y alumnos son el objetivo de la guerrilla

lunes, 22 mayo 2017

Internet

Pattani (Agencia Fides) - Cada día los jeeps del Ejército escoltan a los maestros budistas a las escuelas que se encuentran en el sur del país, cuya área es patrullada por los grupos armados paramilitares y por voluntarios armados mientras que los niños estudian y juegan. Este clima de tensión se ha agravado desde cuando, en el mes de septiembre de 2016, 700 estudiantes que estaban en clase escucharon una fuerte explosión que mató a una niña de 4 años y a su padre, además de causar varios heridos, en una tierra donde los insurgentes musulmanes tiene como objetivo las escuelas y los maestros.
Desde entonces, han muerto 185 maestros a causa de ataques atribuidos a los grupos armados musulmanes que reclaman la independencia de las provincias de Pattani, Yala y Narathiwat, al sur de Tailandia.
Estas cifras han sido publicadas por Human Rights Watch (HRW), que además ha declarado que los rebeldes creen que el sistema educativo promovido por el gobierno es un símbolo, así como el primer frente de batalla de la ocupación del estado de Tailandia en la región. Sin embargo, la violencia también afecta a los maestros y a las escuelas islámicas, por un lado son víctimas los profesores musulmanes que trabajan con el Estado y por otro las fuerzas de seguridad hacen incursiones en las madrasas en busca de rebeldes.
Debido al conflicto en el sur del país desde 2004, han muerto al menos 6.700 personas, la mayoría civiles. La principal recriminación de los insurgentes, es el estado islámico en lo que era el antiguo Sultanato de Patani, compuesto por Pattani, Yala y Narathiwat, que denuncian la opresión y la discriminación por parte de la administración de mayoría budista del país. (AP) (22/5/2017 Agencia Fides)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network