AMÉRICA/VENEZUELA - Los niños de la península de La Guajira obligados a abandonar la escuela para sobrevivir con la venta de combustible

miércoles, 15 febrero 2017 pobreza  

Internet

Maracaibo (Agencia Fides) – En la península venezolana de la Guajira el contrabando de combustible es una alternativa para la supervivencia en la que se ven involucrados muchos niños. Desde las 8 de la mañana, miles de pequeños suministran combustible a todos los vehículos que pueden. De hecho, en la frontera, los precios de la gasolina son muy altos. Llenar un deposito en Venezuela cuesta algo más de 1 dólar, mientras que en Colombia cuesta 28. En consecuencia, en una tierra como la de La Guajira, donde debido a las altas temperaturas, no funciona ni la agricultura ni el pastoreo, este mercado da para vivir. En la frontera con Colombia, y en particular en la parte que comparte el departamento de La Guajira, en el estado de Zulia, es evidente el tráfico de combustible, así como la venta ilegal de dentro de territorio venezolano. A pesar del aumento, el coste de la gasolina en Venezuela sigue siendo el más bajo de todo el mundo. Desde diciembre de 2016, en la frontera, el combustible se vende a precios internacionales con el fin de evitar el contrabando. Sin embargo, sigue siendo un negocio rentable que involucra a muchos niños que abandonan la escuela con el fin de sobrevivir en una tierra donde no hay muchas opciones para salir adelante, en un país donde la crisis económica está afectando a una de las necesidades vitales del ser humano: la alimentación. (AP) (15/2/2017 Agencia Fides)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network