AMERICA/ARGENTINA - “Pobreza, narcotráfico y reconciliación”: Asamblea plenaria de los obispos

martes, 8 noviembre 2016 conferencias episcopales   narcotráfico   evangelización  

112 Asamblea Plenaria

Buenos Aires (Agencia Fides) – “Al iniciar la 112° Asamblea Plenaria no podemos dejar de tener una mirada agradecida  a Dios por este año que estamos concluyendo. Hemos sido testigos de varios acontecimientos que hacen a la Historia de la Iglesia en Argentina y que han enriquecido la vida de nuestras comunidades. En el marco del Año Santo de la Misericordia con su mensaje de conversión y santidad, celebramos en Tucumán, junto al Bicentenario de nuestra Patria, el XI Congreso Eucarístico Nacional que fue una Fiesta de fe eucarística y comunión eclesial. Asistimos, finalmente, a la Beatificación de Mama Antula, y a la canonización de nuestro Cura Brochero, ya nombrado Patrono del clero argentino. ¡Cuántos momentos fuertes y fecundos hemos vivido!”. Con estas palabras Su Exc. Mons. José María Arancedo, Arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz y Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina (CEA), ha iniciado la homilía de apertura de la Asamblea del Episcopado.
Después de una reflexión sobre la figura de María como maestra en la actitud de vigilancia ante las necesidades los hijos, ha dicho:
“Su cercanía y sensibilidad es, además, una escuela que nos enseña a asumir las necesidades materiales y espirituales de nuestros hermanos, sobre todo los más necesitados. Conocemos la realidad de la pobreza y las dificultades en la que viven muchos hermanos nuestros. Sabemos que la situación social sigue siendo difícil, incluido especialmente el flagelo del narcotráfico con su secuela de destrucción y muerte.  Esta deuda social reclama caminos que permitan cubrir tanto las necesidades básicas como la creación de trabajos dignos que, junto a la educación y capacitación, eleve y aliente proyectos de vida, de modo especial en los jóvenes”.
Antes de terminar, el Presidente de la CEA ha dicho: “Para alcanzar una sociedad más justa e inclusiva, es necesario junto a la presencia activa del Estado, el compromiso de una clase dirigente capaz de salir de una cultura individualista encerrada en sus intereses, para abrirse a las exigencias de la solidaridad y el bien común. La pobreza no es solo un tema económico, es también un tema moral y cultural”.
La Asamblea de los obispos inició ayer, lunes 7 de noviembre, y durante casi una semana tendrá que tratar varios temas de la vida social nacional y de la pastoral. Según el comunicado enviado a Fides, los temas principales son las varias situaciones de pobreza, el narcotráfico y la reconciliación, una prioridad en el país, además de la situación en las cárceles. (CE) (Agencia Fides, 08/11/2016)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network