AFRICA/BURUNDI - Entre asesinatos de personalidades y muertes misteriosas, la crisis política se agrava

jueves, 31 marzo 2016 grupos armados  

prisión de Mpimba

Bujumbura (Agencia Fides) - La muerte de dos personalidades ha agravado la crisis política en Burundi, con el riesgo de ver involucrada a la vecina Ruanda. El ex ministro de Ruanda Jacques Bihozagara, detenido por los servicios de seguridad de Burundi en diciembre de 2015, murió ayer, 30 de marzo en la prisión central de Mpimba, en la capital, Bujumbura, oficialmente por una enfermedad repentina. Bihozagara, que después de retirarse de la vida pública se había convertido en empresario invirtiendo en actividades en Burundi, había sido detenido por cargos de espionaje en favor de Ruanda.
E gobierno de Kigali ha pedido una aclaración sobre la muerte de su ex Ministro a las autoridades de Burundi que a su vez acusan a Ruanda de dar armas a la oposición contra el Presidente Pierre Nkurunziza.
Otro episodio misterioso es el asesinato del coronel Darius Ikurakure, un fiel colaborador de Nkurunziza. El militar fue atacado por hombres armados dentro del Ministerio de Defensa. El homicidio ha sido reivindicado por el FOREBU (Forces Républicaines du Burundi), un grupo de opositores de Nkurunziza que dice contar con seguidores dentro de las fuerzas armadas.
Ikurakure es considerado responsable de la ola de arrestos y de asesinatos extrajudiciales de los opositores al tercer mandato de Nkurunziza, obtenido en violación de la Constitución de los acuerdos de paz de Arusha. Desde el anuncio de Nkurunziza sobre su intención de volver a presentarse a las elecciones hasta hoy ha pasado ya un año. En este periodo de tiempo 474 personas han sido asesinadas y 36 han desaparecido misteriosamente, mientras más de 5.000 personas han sido arrestadas, incluidos 125 prisioneros políticos. (L.M.) (Agencia Fides 31/3/2016)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network