ASIA/TIERRA SANTA - Cada vez hay menos cristianos en la Franja de Gaza

lunes, 29 febrero 2016

Gaza (Agencia Fides) – La comunidad cristiana de la Franja de Gaza sigue disminuyendo: en los últimos meses, al menos treinta jóvenes han abandonado la tierra que los vio nacer, para emigrar a otros lugares, mientras que en las iglesias se celebran funerales de personas mayores que han concluido su vida terrenal. Nos lo cuenta el padre Mario da Silva, IVI, párroco de la iglesia latina dedicada a la Sagrada Familia, en un reportaje realizado por Andrés Bergamini y retransmitido por los medios oficiales del Patriarcado Latino de Jerusalén. Esta fuga de jóvenes - observa el informe - es un síntoma de que nadie cree que se esté acercando un cambio, sino que permanece una condición colectiva marcada por el aislamiento internacional, la falta de trabajo y la amenaza latente de nuevas guerras.
Los cristianos en la Franja de Gaza se han reducido a poco más de un millar. Pero esta condición en la que viven, puede que los disponga a reconocer aquello que puede custodiar y hacer crecer, en todas las situaciones, la esperanza cristiana. “Junto con el párroco, que pertenece al Instituto del Verbo Encarnado, los chicos y las religiosas viajan regularmente a distribuir ayuda alimentaria a las familias más pobres”. Comenta sor Milagro, después de un día pasado a ofrecer ayuda caritativa: “Hemos oído historias terribles de desesperados y hambrientos: nadie tiene trabajo, los niños que mantener son numerosos, hay enfermos graves que necesitan tratamiento. Las casas se derrumban debido a que las paredes y el techo son de chapa, no hay electricidad. El frío del invierno penetra en todas partes”.
La parroquia latina está llevando a cabo 12 proyectos para crear espacios y servicios en favor de la población. En la sala de usos múltiples, inaugurada antes de Navidad (véase Fides 30/11/2015), comienzan a celebrarse con regularidad las actividades típicas de un oratorio: momentos de oración, catequesis, juegos en común. Mientras que el párroco tiene la esperanza de que al menos cinco niños cristianos en Gaza puedan participar junto al Papa Francisco en la próxima JMJ, que tendrá lugar en Cracovia el próximo mes de julio. El padre Mario da Silva también espera que las autoridades israelíes permiten la entrada en Jerusalén, para los ritos de la próxima Pascua, a los cristianos de Gaza del grupo de edad entre 16 y 35, que por lo general se ven excluidos de la concesión de permisos.(GV) (Agencia Fides 29/2/2016).


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network