EUROPA/ITALIA - Fr. Grigoletto: 35 años de misión de los Camilianos en Burkina Faso, entre los pobres y enfermos terminales

viernes, 29 enero 2016 misioneros  

AntP

Turín (Agencia Fides) - “A finales de septiembre dejaré la Misión Camiliana de Burkina Faso. Ciertamente, no es fácil para mí, después de 35 años de vivir aquí, dejar África, a la que tanto he amado y de la que he recibido tanto amor; a la que he tratado de ayudar espiritualmente y en lo concreto, tratado de curar y sanar, en lo que me ha sido humanamente posible, a sus enfermos”. Así escribía fr. John Grigoletto, Misionero Camiliano (MI), en septiembre de 2007, comunicando su regreso a Italia por razones de salud (véase Fides 6/9/2007).
Este 27 de enero, fr. Grigoletto ha fallecido en Milán tras una larga enfermedad.
Nació en Turín en 1942, y fue uno de los primeros misioneros Camilianos en llegar al país africano, como él mismo explicó a Fides hace años: “Llegué a Burkina Faso en abril de 1973. Entonces el país se llamaba Alto Volta. Antes de partir hacia África como religioso desarrollé en Italia el ministerio propio de nuestra Orden Camiliana que había abierto hacia poco una misión sanitaria en uno de los países más pobres del mundo - Alto Volta- y con alegría pedí y obtuve el permiso de hacer ese salto. En aquella época no existía corriente eléctrica, ni luz, solo calor y miseria” (véase Fides 16/2/2004).
En el poliambulatorio del Centro médico “San Camilo” de Ouagadougou, fray Grigoletto comenzaba su servicio a primera hora de la mañana y continuaba sin descanso hasta la noche. Como enfermero diplomado, además de ocuparse anivel médico de adultos y de muchos niños, se hacía cargo de un grupo de pacientes terminales de SIDA. “Es realmente una tarea importante, delicada, pesada y difícil, pero muy gratificante - escribía -: acompañar humana y espiritualmente en el último tramo del viaje humano, a tantas criaturas del único Dios, nuestros hermanos y hermanas”.
Junto con las muchas personas que han viajado a Italia desde Burkina Faso para saludar a fr. Grigoletto, el Padre Paul Ouedrago, misionero burkinabé, describe a la Agencia Fides el estado actual de la misión en la que fr. Grigoletto fue unos de los pioneros.
“Actualmente la Provincia de Burkina cuenta con 80 religiosos, 39 clérigos profesos en formación y tres misioneros italianos, un pediatra, una enfermera y un guía espiritual que también se ocupa de las obras sociales Camilianas. Además, los religiosos han abierto tres comunidades fuera de Burkina: uno en Costa de Marfil, una en Florencia, en dos hospitales de la ciudad, y una se está abriendo en Chieti, en el hospital público”. El misionero añade: “después de haber sido ayudados por otros Camilianos, nuestra provincia se está abriendo a nuevos horizontes con una colaboración en Francia y una en España, donde hay dos misioneros de Burkina Faso”. (AP) (Agencia Fides 29/01/2016)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network