ASIA - Los jóvenes, “agentes del Evangelio”

lunes, 26 octubre 2015 jóvenes  

Bangkok (Agencia Fides) – Los jóvenes asiáticos son “agentes del Evangelio” ante problemas tales como el relativismo moral, la discriminación religiosa, la pobreza y la marginación: lo han afirmado los delegados de pastoral juvenil de los países asiáticos en una reciente reunión organizada en Malasia por el Desk dedicado a los jóvenes, en el ámbito de la Oficina de para los laicos y la familia, dentro de la Federación de las Conferencias Episcopales de Asia.
Según la información de la Agencia Fides, el encuentro, al que han asistido 95 delegados de diferentes países, ha servido para confirmar que en los países asiáticos la pastoral de la juventud es fructífera: “Los jóvenes son una bendición para nuestra iglesia, por lo cual damos gracias”, afirma el documento final, enviado a la Agencia Fides. “Los jóvenes buscan su identidad, la verdad y el sentido de la vida. Como la samaritana, tienen sed de Dios y buscan relaciones significativas”, continua el documento, señalando: “Con el rápido desarrollo de las sociedades asiáticas y el impacto de la tecnología, necesitan una guía para encontrar un propósito y crecer en autoestima”.
Un tema que ha surgido es el de “los jóvenes que son emigrantes por motivos económicos. En algunas partes de Asia, las víctimas de la trata de personas, la inmigración ilegal y el trabajo forzoso son en su mayoría jóvenes”. Y si la respuesta de las organizaciones internacionales se centra en “la educación, el empleo y el compromiso”, la Iglesia en Asia recuerda “la necesidad de un crecimiento más profundo en su relación con Dios”.
Hacer Pastoral Juvenil, han dicho los delegados asiáticos en su conclusión, significa “tener preocupación y compasión hacia todos, especialmente hacia aquellos que son despreciados y marginados por la sociedad; ser acogedor y realmente interesados en los jóvenes, mostrando paciencia, presencia y voluntad de establecer relaciones auténticas; escuchar a los jóvenes con apertura, sin prejuicios y de manera respetuosa, a fin de iniciar un diálogo significativo, llevándoles a descubrir las enseñanzas y la experiencia de Cristo”. (PA) (Agencia Fides 26/10/2015)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network