http://www.fides.org

News

2014-04-03

AMERICA/VENEZUELA - “Tratan de imponer un gobierno totalitario”: alarma de los obispos tras dos meses de violencia

Caracas (Agencia Fides) – La Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) ha publicado un comunicado en el que presenta “Causa fundamental de la actual crisis es la pretensión del partido oficial y autoridades de la República de implantar el llamado 'Plan de la Patria', detrás del cual se esconde la promoción de un sistema de gobierno de corte totalitario”. Este objetivo ha alimentado las protestas de la oposición y de los ciudadanos, quienes, después de casi dos meses ya cuentan con 39 muertos, 550 heridos graves y más de 150 personas detenidas. El documento titulado “Responsables de la paz y del destino democrático de Venezuela” ha sido firmado por los obispos de la Presidencia de la CEV con fecha del 2 de Abril de 2014.
La nota recibida en la Agencia Fides por una fuente local, refiere la intervención de Mons. Diego Rafael Padrón Sánchez, Arzobispo de Cumaná y Presidente de la CEV, que en la presentación del comunicado ha lamentado “la polarización política que ha ocurrido en e país después de una serie de manifestaciones anti-gobernativas iniciadas por los estudiantes el pasado 4 de febrero, a las que se han unido grupos de la oposición para denunciare la inseguridad en el país, la inflación del 57%, la falta de alimentos, la represión por parte de la Guardia Nacional y la detención de los que se oponene”.
En el documento, con un lenguaje muy directo, se lee: “Reiteramos nuestra firme exigencia de que el Gobierno desarme a los grupos civiles armados. Su actuación coordinada, siguiendo unos patrones determinados, demuestra que no se trata de grupos aislados o espontáneos, sino entrenados para intervenir violentamente. En muchos casos han actuado impunemente bajo la mirada indiferente de las fuerzas del orden público, por lo cual la actuación de éstas ha quedado seriamente cuestionada”.
El comunicado reitera: “La fe cristiana bien entendida nos exige a todos los creyentes responsabilizarnos del destino del país, no permanecer indiferentes sino más bien involucrarnos en la defensa de la vida, de los derechos humanos, de la libertad y la democracia. Nadie que viva en Venezuela debe decir que no le interesa o preocupa la violencia y las muertes que están aconteciendo en ciudades y pueblos. Todos, sin excepción, somos responsables de la libertad, la paz y el destino democrático de nuestra Patria”. (CE) (Agencia Fides, 03/04/2014)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network