http://www.fides.org

News

2014-03-25

AFRICA/REP. CENTROAFRICAMA - Las propuestas específicas de los líderes religiosos centro-africanos para reconciliar los ánimos

Bangui (Agencia Fides) - Crear “escuelas de paz”, instituciones piloto para hacer que estudien niños de todas las religiones y donde estará prohibido el espíritu de división y el odio. Es una de las propuestas lanzadas por los líderes religiosos de la República Centroafricana en su gira en Europa y Estados Unidos, para restaurar la paz en el país africano, sumido en la anarquía, tras las acciones de los ex-rebeldes Seleka y los grupos “anti Balaka”.
Según la información recabada por la Agencia Fides, los tres representantes de la “plataforma de los religiosos por la paz” (Su Exc. Mons, Dieudonné Nzapalainga, Arzobispo de Bangui, el Pastor Nicolas Grékoyamé-Gbangou, presidente de las Iglesias Evangélicas, y el Imam de Bangui, Oumar Kobine Layama) proponen también la creación de centros de salud mixtos que acepten a todos, sin distinción de religión o etnia, “porque la guerra ha hecho un daño terrible en los ánimos de las personas”.
Los líderes religiosos señalan que la primera fase de la reconciliación nacional es la de la justicia. “ Es necesario conseguir que todos alrededor de una mesa, digan no a la impunidad, incitar a los ciudadanos a asumir su responsabilidad (devolviendo lo robado, por ejemplo)”, afirma Mons. Nzapalainga.
Es urgente, por tanto, encontrar una manera de volver a vivir juntos, en un país donde una gran parte de la comunidad musulmana se ha visto obligada a huir después de la expulsión de los rebeldes Seleka (en su mayoría musulmanes) por las milicias “anti Balaka” (a menudo presentadas como “cristianas”, pero la situación es un poco más compleja, véase Fides 27/1/2014). “Esta crisis no es religiosa. Ha sido provocada por bandidos, militares y políticos”, ha reiterado el Imam Kobine, que se encuentra alojado junto a la familia, en la residencia de Mons. Nzapalainga. El arzobispo de Bangui, quien también es presidente de Cáritas Centro-áfrica, también ha dado la voz de alarma sobre la situación de los musulmanes que todavía residen en el país: “Su vida está en peligro. Podría ocurrir un genocidio”.
En el país hay al menos 600.000 desplazados internos alojados en campamentos de refugiados, iglesias y mezquitas. Según la información enviada a la Agencia Fides, sólo en la capital Bangui son 59 los sitios que alojan a los desplazados. Caritas Internationalis ha lanzado un llamamiento para recoger 1,2 millones de euros para proporcionar alimentos, alojamiento y atención médica a los que están en necesidad (L.M.) (Agencia Fides 25/3/2014)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network