http://www.fides.org

News

2013-08-26

ASIA/SIRIA - En el monasterio de Deir Mar Musa oración y ayuno por el p. Dall'Oglio y por la paz en Siria

Damasco (Agencia Fides) – En el monasterio de Deir Mar Musa, o más conocido como el Monasterio de San Moisés el Etíope en Siria, el 27 de agosto, en la víspera de la festividad litúrgica de San Moisés (que se celebra el 28 de agosto), se rezará y ayunará por la liberación del p. Paolo Dall'Oglio, secuestrado hace un mes en Raqqa, y por la paz en Siria. Así lo informa a la Agencia Fides el p. Jacques Mourad, director de la histórica comunidad monástica de rito católico siriaco, re-fundada en 1982 por el jesuita Dall'Oglio, y que en la actualidad alberga a diez monjes. Con los años, el monasterio se ha abierto para dar cabida a los miembros de otras confesiones cristianas y ha puesto en marcha una comunidad espiritual ecuménica mixta, que promueve el diálogo entre el cristianismo y el Islam.
Al ser contactado por la Agencia Fides, el P. Mourad dice: “El 27 de agosto, víspera de la Fiesta de San Moisés el etíope, fiesta anual de nuestra comunidad y nuestro monasterio, nosotros los monjes viviremos un día especial de ayuno, meditación y oración, en el que participarán también fieles cristianos y musulmanes. Vamos a ofrecer nuestra oración para pedir a Dios la protección y la liberación de nuestro hermano, el P. Paolo Dall'Oglio. No sabemos quién lo secuestró y no tenemos noticias suyas. Vivimos con tristeza y temor estas horas, estamos preocupados, pero seguimos con esperanza. Pedimos a todos los fieles de todo el mundo que se unan a nuestro ayuno y oración, y hacemos un llamamiento por su liberación”.
El P. Mourad, un católico siriaco originario de Aleppo añade: “También queremos implorar de Dios el don de la paz para Siria, desgarrada por la guerra. Deploramos todo tipo de violencia, ya que nunca es una solución. Espero que podamos iniciar un diálogo y una nueva era de reconciliación para el pueblo sirio”.
En estos dos años de guerra, la comunidad de Deir Mar Musa, monasterio a 80 km al norte de Damasco, “se ha mantenido fiel a su carisma de oración, trabajo, diálogo, aceptación del otro, paz y reconciliación”, dice el P. Mourad. La comunidad está presente en otros dos monasterios, uno en Siria, el monasterio de San Elías en Qaryatain (entre Homs y Palmyra); uno en el Kurdistán iraquí, el monasterio de la Virgen María en Sulaymaniyah.
San Moisés el Etíope (330; + Scete, 405), paso de ser un conocido ladrón a un famoso ermitaño, convirtió a muchos y los llevó con él al monasterio. El martirologio romano lo recuerda el 28 de agosto. (PA) (Agencia Fides 26/8/2013)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network