http://www.fides.org

Asia

2012-01-26

ASIA - Los Obispos: “Convertirse en Iglesia de los pobres y los marginados en Asia”

Bangkok (Agencia Fides) – Después de una "full immersion" en la realidad de la pobreza, la vulnerabilidad, la marginación y el sufrimiento, los Obispos asiáticos esperan que las comunidades cristianas en Asia, se conviertan en una "Iglesia de los pobres" y que este enfoque se refleje en los programas pastorales de los distintos países. Según la información de la Agencia Fides, la Oficina de Desarrollo Humano de la "Federación de las Conferencias Episcopales de Asia" (FABC) ha organizado, a través de su "Instituto de Acción Social" (BISA), un laboratorio de una semana (del 18 al 24 de enero, en Bangkok) en el nombre del intercambio y la reflexión, al que han asistido Obispos, sacerdotes, religiosos y laicos de varios países asiáticos. El programa incluía una parte "experiencial" (vivir tres días en realidades muy pobres) y una parte de reflexión y debate.
En el mensaje final, firmado por el Arzobispo birmano Mons. Charles Bo, Presidente de la Oficina de Desarrollo Humano de la FABC, los Obispos asiáticos remarcan: "la experiencia compartida con los pueblos indígenas, migrantes, víctimas del VIH/SIDA y de la trata de seres humanos nos ha acercado a los sufrimientos de nuestro pueblo". Después, a la luz de la doctrina social de la Iglesia, los participantes han discutido sobre temas como derechos laborales, condiciones de los migrantes y los pueblos indígenas, derechos de las mujeres y los niños, conflictos y consolidación de la paz, justicia social.
Los Obispos asiáticos - dice el mensaje enviado a Fides - señalan que a menudo "la Iglesia es la única voz de los pobres y de los más vulnerables". Por ello se pretende "educar a la Iglesia y a la sociedad a prestar atención a los problemas de las comunidades marginadas". Esto se logrará "mediante la sensibilización de los laicos, los movimientos y asociaciones laicales a comprometerse públicamente en los gobiernos locales, provinciales y nacionales, para que promuevan programas de acción en su favor".
Los Obispos confirman la bondad de una pastoral formada por la "inmersión, la reflexión y la acción", para "la construcción del Reino de Dios y sus valores de justicia y paz, especialmente entre los millones que sufren en Asia"; con la esperanza de que los cristianos de Asia se convierten en "agentes de cambio social, haciendo que los pobres y los marginados sean conscientes de sus derechos económicos, sociales y culturales y se conviertan en protagonistas de su desarrollo”. (PA) (Agencia Fides 26/1/2012)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network