http://www.fides.org

Africa

2011-11-05

AFRICA/SOMALIA - Después de la sequía, la lluvia golpea a los refugiados somalíes, "las operaciones militares de Kenia hacen aún más compleja la situación", dice Cáritas

Mogadiscio (Agencia Fides) - Después de la sequía, las lluvias torrenciales están agravando la situación de los refugiados somalíes en el país y el extranjero. Según informes de la Alta Comisionada para los Refugiados (ACNUR) en el complejo de los campos para refugiados de Dadaab (en Kenia, en la frontera de Somalia), cerca de 5.000 refugiados han perdido sus hogares debido a las inundaciones.
"La situación humanitaria se vio afectada por la ofensiva militar lanzada desde Kenia en Somalia contra los Shabab. Nuestras operaciones se ven afectadas, porque la seguridad no está totalmente garantizada", dijo a la Agencia Fides, Susana Tkalec, colaboradora de la Catholic Relief Services (CRS), responsable de Cáritas Somalia.
"El 1 de noviembre participamos en Nairobi en una reunión, organizada por el ACNUR con el fin de hacer un balance de la situación en Dadaab", dice Susana Tkalec. "Debido a las operaciones militares, por el momento permanecen en Dadaab, el ACNUR y las autoridades de Kenia, que son capaces sólo de proporcionar las actividades esenciales: la distribución de alimentos y agua, y atención médica básica. La apertura prevista de nuevos campos está actualmente suspendida. Dentro de 2 o 3 semanas se puede obtener más información acerca de la seguridad en Dadaab, mientras, nuestros operadores están en el sitio para ver cómo se pueden reanudar nuestras actividades, además de las que estamos llevando a cabo".
En cuanto al interior de Somalia, el representante de Cáritas dice que "las operaciones militares han agravado la situación humanitaria. El gobierno de Kenia espera una pronta conclusión de la intervención de sus tropas en Somalia. Por nuestra parte, estamos estudiando la manera de organizarnos para responder a las expectativas del pueblo somalí".
La señora Tkalec añade que "durante la reunión con la organización humanitaria, los representantes de Kenia dijeron que el gobierno de Nairobi, junto con el gobierno de transición somalí, está tratando de crear en el sur de Somalia " zonas cojín", protegidas por AMISOM (Misión de la Unión Africana en Somalia). Cuando el nivel de seguridad en esas zonas será suficiente para garantizar las operaciones humanitarias, el ACNUR y otras organizaciones no gubernamentales se moverán allí para asegurar los servicios de asistencia a la población".
"El 9 de noviembre en Nairobi se llevará a cabo una reunión de las diferentes Cáritas que trabajan a favor de los somalíes, para ver la manera de aumentar nuestras actividades de asistencia, incluso con una situación así de difícil y compleja", concluyó Suzanna Tkalec. (L.M.) (Agencia Fides 5/11/2011)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network