http://www.fides.org

Asia

2011-06-04

ASIA/KAZAKHSTÁN - Temores por el extremismo: nueva "Agencia para los Asuntos Religiosos”

Astana (Agencia Fides) – Ha nacido en Kazakhstán, una nueva "Agencia para los Asuntos Religiosos", un órgano oficial con el que el gobierno gestionará la materia y las relaciones con las comunidades religiosas. Con un decreto firmado en los últimos días por el presidente Nursultan Narzabayev, el “Comité para los Asuntos Religiosos”, que dependía del Ministerio de Cultura, se ha convertido en "Agencia para Asuntos Religiosos", que depende directamente de la Presidencia de la República. Todos los funcionarios que trabajaban en el Comité han pasado a la Agencia, manteniendo las mismas competencias. Según fuentes locales de la Agencia Fides, con esta medida se pretende garantizar el control directo de la oficina presidencial sobre la legislación, los reglamentos y la relación entre el Estado y las religiones, sobre todo por el temor del creciente extremismo religioso en la sociedad.
Según cuanto han informado las fuentes de la sociedad civil local a Fides, en una conferencia celebrada ayer en Astana, titulada "La situación religiosa actual: problemas y tendencias de desarrollo" - que ha contado con la presencia de numerosos líderes religiosos, observadores de la sociedad civil, académicos y funcionarios públicos – se ha lanzado la voz de alarma sobre el creciente número de víctimas de los movimientos extremistas religiosos y terroristas. Según las cifras publicadas por organizaciones no gubernamentales locales, en el año 2010 las víctimas del extremismo religioso en Kazakhstán fueron 940, con un aumento del 15% con respecto al 2009. En el país existen 14 centros que están comprometidos a diferentes niveles en la protección de los derechos humanos y la libertad religiosa, además de en la protección de las víctimas de la violencia. El gobierno central es favorable a estos centros y podría empezar a financiarlos. Los recientes atentados que se han producido en Astana y Aktobe - han señalado los participantes de la conferencia - son una señal de que el extremismo y el terrorismo están activos. Un gran número de ciudadanos de Kazakhstán, se encuentran entre las filas de los grupos talibanes en Afganistán. Puesto que hay más de 4.500 organizaciones religiosas en Kazakhstán, no todas registradas o legales, la conferencia ha puesto de relieve la necesidad de adaptar la "Ley sobre la Libertad de Religión" y de ampliar la colaboración entre el gobierno, las organizaciones no gubernamentales, las comunidades religiosas y los centros de estudios.
Kazakhstán es conocido por organizar cada tres años (en colaboración con la Organización de la Conferencia Islámica, las Naciones Unidas, la UNESCO y la OCSE), un Congreso que reúne a los líderes de las mayores religiones del mundo. El país es predominantemente musulmán (51%), mientras que los cristianos son el 13% y gran parte de la población se declara atea. (PA) (Agencia Fides 4/6/2011)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network