ÁFRICA/NIGERIA - “La vida humana es sagrada” escriben los líderes cristianos e islámicos de Nigeria condenando la violencia en la ciudad de Jos

viernes, 22 enero 2010

Abuja (Agencia Fides) – “La vida humana es sagrada y sólo Dios tiene el derecho de donarla o de quitarla. Por lo tanto, tiene que ser respetada, protegida y preservada por todos los hombres y las mujeres que afirman creer en Dios, bajo cualquier nombre” afirma el comunicado conjunto firmado por S.E.R. Mons. John Olorunfemi Onaiyekan, Arzobispo de Abuja y Presidente de la Christians Association of Nigeria (CAN, asociación que reúne a las confesiones cristianas de Nigeria), y de Alhaji Muhammad Sa'ad Abubakar III, Sultán de Sokoto y Presidente del Nigeria Supreme Council for Islamic Affairs (NSCIA).
En el comunicado los líderes de las asociaciones más importantes, cristiana e islámica, expresaron una fuerte condena de la violencia en la ciudad de Jos, capital del Estado de Plateau (ver Fides 20 y 21/1/2010) e invitaron a todos a trabajar por la paz y la reconciliación.
Los dos líderes se encontraron en la capital nigeriana Abuja, junto a otros representantes religiosos en el ámbito del Nigerian Inter-religious Council (NIREC), el órgano formado por cristianos y musulmanes para favorecer el diálogo interreligioso.
“Resolver cualquier tipo de disputa a través de la violencia y el derramamiento de sangre es un acto impío. La violencia no resuelve los problemas, los empeora” afirma el documento. “A nombre de las comunidades religiosas que representamos, condenamos con fuerza la nueva oleada de violencia que una vez más ha estallado en Jos y en sus alrededores los días pasados”.
“Confiamos a la misericordia de Dios a todos los que han sido asesinados. Ofrecemos nuestras sinceras condolencias a las víctimas. Al mismo tiempo, apoyamos completamente y renovamos el apelo del Comité Inter-Religioso del Estado de Plateau, que invoca el fin de la violencia y el regreso de la paz”.
El NIREC observa que “la responsabilidad principal de garantizar la vida y los bienes es del gobierno” y alaba los esfuerzos realizados por el gobierno a todos los niveles para contener la crisis. Pero invita al gobierno y a las distintas agencias de seguridad a permanecer alertas. No sólo para evitar la difusión de la crisis a otras zonas del país, sino para individuar no sólo a los autores materiales de la violencia sino sobre todo a aquellos que los reclutan, los arman y los sostienen”.
“Si Nigeria quiere salir de los problemas de desorden civil, las agencias de seguridad no pueden seguir tratando a los autores de tales actos como intocables” concluye el comunicado. (L.M.) (Agencia Fides 22/1/2010 – líneas: 30, palabras: 425)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network