VATICANO - El saludo del Papa en la Plenaria de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos y el llamamiento a la Comunidad Internacional “para que se multipliquen los esfuerzos para ofrecer una adecuada respuesta a los problemas dramáticos de la infancia”

jueves, 19 noviembre 2009

Ciudad del Vaticano (Agencia Fides) – Al final de la audiencia general, del miércoles 18 de noviembre, el Santo Padre Benedicto XVI ha dirigido un particular saludo a los miembros de la Plenaria de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, presentes en la audiencia. “Estoy encantado de dirigir mi bienvenida a los Señor Cardenales, a los Obispos y a todos los miembros de la Asamblea Plenaria de la Congregación para la evangelización de los Pueblos, presidida por el Cardenal Iván Dias – ha dicho el Santo Padre -. Vuestra presencia me brinda la oportunidad de renovar a cada uno la expresión de mi viva gratitud por el generoso empeño con el que obráis a favor de la difusión del mensaje evangélico. Confío a la protección de María Santísima, Reina de los Apóstoles, esta Plenaria vuestra, invocando su materna asistencia sobre cuántos están implicados en la acción misionera en cada rincón de la tierra”.
Benedicto XVI ha lanzado también un llamamiento a los niños, en vista de la Jornada Mundial de Oración y de Acción por los Niños que se celebra el 20 de noviembre. Estas son las palabras del Papa: “el viernes 20 de noviembre si tendrá en las Naciones Unidas la Jornada Mundial de Oración y de Acción por los Niños, con ocasión del 20° aniversario de la adopción de la Convención sobre los derechos de los niños. Pienso en todos los niños del mundo, especialmente en los que viven en condiciones difíciles y sufren a causa de la violencia, de los abusos, de la enfermedad, de la guerra o del hambre. Os invito a uniros a mi oración, y al mismo tiempo, hago un llamamiento a la comunidad internacional para que se multipliquen los esfuerzos para ofrecer una adecuada respuesta a los problemas dramáticos de la infancia. Que no falte el compromiso generoso de todos para que sean reconocidos los derechos de los niños y se respete cada vez más su dignidad.” (SL) (Agencia Fides 19/11/2009)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network