http://www.fides.org

Africa

2004-01-09

ÁFRICA/COSTA DE MARFIL - LOS 6 MINISTROS DEL GRUPO “FUERZAS NUEVAS” SE TOMAN UNA PAUSA DE REFLEXIÓN PARA ESTUDIAR LA DELICADA CUESTIÓN DEL DERECHO DE CIUDADANÍA

Abidján (Agencia Fides) – “Es una pausa de reflexión, no una verdadera crisis” dicen a la Agencia Fides fuentes de la Iglesia local contactadas en Abidján, comentando la reducción de la reunión del Consejo de Ministros del gobierno de unidad nacional marfileño. Según el programa, los miembros del consejo deberían tener tres días de reunión, pero los ministros representantes de los rebeldes de las “Fuerzas Nuevas” han decidido retirarse antes del tiempo establecido. Esta reunión era importante porque marcaba el retorno a las reuniones del gobierno de los seis ministros, representantes de los rebeldes que desde septiembre del 2002 controlan el norte y oeste del país, después de tres meses de auto suspensión para protestar contra la política del Presidente Laurent Gbagbo, al que acusan de no querer aplicar todos los acuerdos de paz (ver Fides 7 enero 2004).
El gobierno de unidad nacional, dirigido por el primer ministro Seydou Diarra, nació en base a los acuerdos de Marcoussis (Francia) de enero del año pasado, los cuales pusieron fin a los enfrentamientos que estallaron en septiembre del 2002, entre el gobierno y algunos grupos rebeldes.
“Los representantes de las Fuerzas Nuevas decidieron retirarse para estudiar con atención los puntos discutidos por el Consejo de Ministros” dicen las fuentes de la Agencia Fides. “Se trata de hecho, de puntos muy delicados referentes a la concesión de la ciudadanía a los residentes de origen extranjero, una cuestión que hizo amotinarse a los rebeldes durante la guerra civil”.
En el país hay millones de personas de origen extranjero, con frecuencia hijos de emigrantes, que esperan desde hace años la regulación de su situación. No poseer la ciudadanía comporta penalizaciones en términos de derecho y de acceso a la posesión de tierras.
“Existen también dificultades de tipo técnico que deben superarse” dicen nuestras fuentes. “De hecho, no siempre se han realizado bien los registros civiles y habría pues que reconstruir la vida de miles de personas, si no de millones. Durante la guerra civil además fueron destrozados numerosos archivos comunales, haciendo imposible muchas identificaciones. Por ello, quizá será necesario hacer un censo con este fin”.
La guerra civil en Costa de Marfil estalló en septiembre del 2002, cuando, después de un fallido golpe de estado militar, el norte y oeste del país cayeron en manos de algunos movimientos de guerrilla, dirigidos por ex-miembros de del ejercito regular que reivindicaban el reintegro en las filas militares. (LM) (Agencia Fides 9/1/2003 Líneas: 33 Palabras: 425)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network