http://www.fides.org

Asia

2003-11-26

ASIA/INDIA - “LA TREGUA ES UNA BENDICIÓN DE DIOS, PERO PEDIMOS A LOS GOBERNANTES: ¡MANTENED VUESTRAS PROMESAS!” - HABLA A LA AGENCIA FIDES EL ÚNICO OBISPO CATÓLICO EN KASHMIR

Srinagar (Agencia Fides) - “¡Este alto al fuego es una bendición de Dios! Ha sucedido al finalizar el mes de Ramadán y es un don que el Señor está haciendo a toda la población tan probada del Kashmir. Acogemos esta tregua con gran entusiasmo y esperanza. ¡Desde hace tiempo las comunidades cristiana, musulmana e hindú, rezan incesantemente por la paz!” Es el comentario a la Agencia Fides realizado por Mons. Peter Celestine Elampassery, Obispo de Jammu-Srinagar, pocas horas después de la entrada en vigor del alto al fuego entre India y Pakistán a lo largo de la frontera del Kashmir, que inició a medianoche del martes 25 de noviembre.
Mons. Celestine, que es el único Obispo católico del Kashmir, cuenta a Fides la atmósfera que se respira en Srinagar, capital de verano de la región (Jammu es la capital invernal): “Las celebraciones por el fin del Ramadán siguen adelante dentro del entusiasmo general. El anuncio dela tregua ha generado también un poco de euforia ya que la gente vive desde hace tiempo con la pesadilla de los atentados, violencias, enfrentamientos militares. Hoy, por primera vez desde hace mucho tiempo, no oímos disparos, no se hace fuego contra la frontera y hay un clima de paz y fraternidad que esperamos dure mucho tiempo. La esperanza es que la tregua dure y que esto signifique una recuperación del turismo en Kashmir. Si así fuese, las pequeñas empresas, artesanado y el comercio tendrían un impulso económico y significaría una vuelta a la normalidad”.
El Obispo envía a través de Fides, una petición a los gobernantes de la India y a Pakistán: “Pedimos a los lideres políticos y a los jefes de Estado: ¡mantened vuestras promesas! ¡Permitid que el alto al fuego dure por el bien de vuestros pueblos! La tregua debe convertirse en un primer paso hacia un acuerdo de paz definitivo para esta atormentada región, que soporta una guerra desde hace 50 años, con unos 70.000 muertos, miles de desplazados y tantos desastres. Al silencio de las armas debe seguir el inicio de un dialogo, la retoma de las transportes entre India y Pakistán y después un acuerdo que sea un compromiso entre las peticiones de las dos partes. Esperamos que prevalezca la buena voluntad y se ponga fin a la violencia que ya dura mucho tiempo”.
Obispo desde 1998, Mons. Peter Celestine Elampassery, Hermano Capuchino, está a la cabeza de la diócesis de Jammu-Srinagar, de 222.000 Km2 , con algo más de 12.000 católicos, 41 sacerdotes, 160 religiosas y 20 catequistas, repartidos entre los 12 millones de musulmanes (el 70% de la población), hindúes, sikh y budistas. La diócesis, segunda en extensión en toda la India, comprende tres regiones: el valle de Kashmir, donde prevalecen los musulmanes, Ladakh, provincia en su mayoría budista y Jammu en la que los musulmanes e hindúes están en igualdad.
(PA) (Agencia Fides 26/11/2003 Líneas: 36 palabras: 501)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network