http://www.fides.org

Asia

2003-05-19

ASIA/INDONESIA - DESDE ACEH: “NO ARMAS SINO PACIENCIA Y RECONSTRUIR LA CONFIANZA”. LA VOZ DEL PADRE FERDINANDO, HERMANO FRANCISCANO DE LA UNICA PARROQUIA DE LA PROVINCIA

Banda Aceh (Agencia Fides) – “Estamos trágicamente habituados a la violencia. El conflicto entre el ejercito y los rebeldes se prolonga ya desde años con pocas y breves interrupciones. Después de la imposición de la ley marcial y con el inicio de la ofensiva militar, la gente está preocupada aunque resignada. El pueblo pide menos promesas y más hechos y no acepta abusos y violencias que provienen de ambas partes en este conflicto olvidado”. Así describe la situación en la provincia del extremo norte de la isla de Sumatra el P. Ferdinando Severi OFM Conv, hermano franciscano y párroco de la Iglesia del “Sagrado Corazón de Jesús” en la ciudad de Banda Aceh, la única parroquia de la provincia civil.
Al finalizar el ultimátum para la entrega de armas (12 de mayo) lanzado por el gobierno central y ante el fracaso de posteriores tratados de paz en Tokio, en la provincia de Aceh, en el extremo norte de la isla de Sumatra, ha comenzado la ofensiva armada del ejercito gubernativo contra los rebeldes separatistas que durará seis meses. Fuerzas aéreas indonesias han bombardeado una base de guerrilleros del GAM (Free Aceh Movement) situada a 20 Km. al este de Banda Aceh, mientras se acercan a la zona naves de guerra y otros 7.000 hombres se han unido al contingente de los 25.000 ya presentes en la isla. El ejercito cuenta con llegar pronto a 50.000 hombres para eliminar a los 3.000 o 5.000 militantes del GAM, escondidos en la selva.
Sobre una población de 4,1 millones de habitantes, en su mayoría musulmana, el Padre Severi que dirige una comunidad católica de cerca de 1.100 personas es una hermano franciscano en misión en Aceh desde hace 12 años. El religioso pide mas paciencia por parte del gobierno y afirma ser contrario a las grandes maniobras militares. “La mayor parte de la población de Aceh no pide secesión sino justicia y seguridad”, explica el misionero italiano. “Un ataque militar –afirma – causaría más sufrimiento a los civiles. La gente está aterrorizada por los rebeldes del GAM y por los militares indonesios hasta el punto que no salen ya de sus casas”.
La llave para resolver la cuestión de Aceh, afirma el religioso, es buscar la reconstrucción de la confianza: “Desde la era de Suharto, la gente ha sufrido mucho: en las operaciones del ejercito contra los rebeldes han muerto mas de 3000 civiles y la provincia ha sido despojada de sus recursos de gas natural, la mayor reserva de Asia. La gente no tiene confianza en Yakarta, como no la tenían hacia los colonos holandeses. Además circula insistentemente la voz de que sectores corruptos del ejercito indonesio ofrecen apoyo a grupos de rebeldes para boicotear las negociaciones y continuar con la guerra, por lo que reciben y manejan dinero. Además la crueldad con que han actuado las tropas indonesias en años pasados (devastando y arrasando poblados) está todavía viva en la memoria de los civiles. El comando militar ha anunciado que, para combatir contra la guerrilla, obligará a la población a desplazarse: se prevé mas de 100.000 evacuados internos”.
El análisis del P. Severi continúa: “Por otra parte, los civiles sufren por bandas de forajidos, secuestros, extorsiones que los rebeldes realizan para conseguir dinero. El gobierno en la última fase de las negociaciones hizo propuestas razonables que denotaban apertura y comprensión, firmando en diciembre del 2002 un acuerdo para el alto al fuego. La oferta de Yakarta preveía: la concesión de un status de “especial autonomía” a la provincia de Aceh; la elección directa del gobernador, no sería ya nombrado desde Yakarta; una reinversión del 70% de las entradas provenientes de la extracción del gas líquido; la adopción de la sharia (la ley islámica) como ley civil para la comunidad local (pero aplicable solo a la comunidad musulmana). Pero el GAM lanzó la petición de un referéndum para la independencia como ha sucedido en Timor este. Y la presidenta indonesia Megawati Sukarnoputri, como no estaba dispuesta a poner en discusión la soberanía de Indonesia, lanzó una masiva operación militar”
“En la actualidad – concluye- la estrechez de la gente es grande, la vida es dura. La población civil se encuentra en el asedio entre el ejercito y la guerrilla. Un nuevo ataque no contribuirá a reconstruir la confianza sino que aumentará la separación ya existente entre las tribus locales de Aceh y las jóvenes de Yakarta percibidas como extranjeras y colonizadoras”.
La provincia de Aceh es una de esas áreas que desde hace años crea problemas al gobierno de Indonesia. En la zona prospera actúa el Freee Aceh Movement (GAM) formación independistas que pide la secesión de Yakarta en nombre de la creación de una estado teocrático islámico. La guerrilla actúa desde 1976 y desde entonces los tratados de paz se han alternado con momentos de fuertes tensiones y enfrentamientos con el ejercito regular. (PA) (Agencia Fides 19/5/2003 Líneas: 60 palabras: 834)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network