http://www.fides.org

Africa

2003-11-18

AFRICA/BURUNDI - “UN ACUERDO DE IMPORTANCIA HISTÓRICA. AHORA HAY QUE HACER LA PAZ CON EL OTRO GRUPO DE GUERRILLA” DICE A FIDES EL OBISPO DE BUJUMBURA COMENTANDO EL ACUERDO ENTRE EL GOBIERNO Y EL FDD

Bujumbura (Agencia Fides) – “Este acuerdo tiene una importancia histórica para Burundi” dice a la Agencia Fides Mons. Evariste Ngoyagoye, Obispo de Bujumbura que expresa una primera valoración sobre la perspectiva de paz en Burundi después de la firma del acuerdo entre el gobierno y el FDD (Fuerzas para la Defensa de la Democracia), que tuvo lugar el domingo 16 de noviembre en Dar-Es-Salaam, capital de Tanzania. “para comprender el valor del acuerdo hay que tener presente que el FDD es el principal grupo de guerrilla burundés que ha conseguido obtener cierto consenso entre la población civil y que controla una parte considerable de territorio” dice Mons. Ngoyagoye. Ahora los esfuerzos de paz se dirigen hacia le segundo grupo de guerrilla, las Fuerzas Nacionales de Liberación (FNL) que controlan la zona que circunda la capital. Precisamente los rebeldes del FNL se han hecho responsables de los últimos episodios de violencia, en particular los fuertes bombardeos que se produjeron en Bujumbura en las pasadas semanas.
“Tenemos la esperanza de poder llevar también al FNL a la mesa de negociaciones de paz” dice Mons. Ngoyagoye. “Nosotros Obispos hemos puesto en marcha un tratado para crear un canal de dialogo entre el FNL y el gobierno. No es una labor fácil porque este movimiento tiene una fuerte ideología étnica y ve el conflicto solo en términos de enfrentamiento entre los hutu y los tutsi, cuando en realidad la cuestión es mucho más compleja. De todas formas estamos trabajando como Pastores por entrar en el camino de la paz”.
“También por ello el acuerdo con el FDD es importante. Si este acuerdo rige, entonces el FNL tendrá gran interés en sentarse en la mesa de negociaciones, de otra manera se corre el riesgo de poner todo en discusión. Estoy convencido de que la paz en Burundi está ligada al contexto de la región de los Grandes Lagos: la paz en otros países (República Democrática del Congo, Ruanda y Uganda) tendrá efectos beneficiosos en Burundi y de igual modo la estabilización de mi país contribuirá al progreso de la paz en toda la región” concluye Mons. Ngoyagoye.
El acuerdo de paz que fue firmado por el Presidente burundés Domitien Ndayizeye y por el jefe de las FDD, Pierre Nkurunziza, prevé la repartición del poder y la integración de los combatientes hutu en el ejercito regular que actualmente está controlado por la minoría tutsi.
En la cumbre de Dar-es-Salaam estaban presentes diversos jefes de Estado y de gobierno africanos: el Presidente ugandés Yoweri Museveni, el de Mozambique, Joaquim Chissano, el Presidente congolés Joseph Kabila, el Primer Ministro etiope Meles Zenawi y el Vicepresidente sudafricano Jacob Zuma, que es también el principal mediador para el conflicto en Burundi.
Los participantes en el encuentro lanzaron un ultimátum al FNL para que “suspenda pronto la hostilidad y los actos de violencia e inicie las negociaciones de paz con el gobierno en un plazo de tres meses”, en caso contrario, “el pueblo burundés, la Iniciativa regional para Burundi y la Unión Africana, considerará el movimiento como una organización contra la paz y será tratado como tal”. El FNL sin embargo ha rechazado el ultimátum. (L.M.) (Agencia Fides 18/11/2003 Líneas: 43 Palabras: 557)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network