http://www.fides.org

Vaticano

2003-11-18

VATICANO - EL PAPA A LOS OBISPOS INDIOS: “CUALQUIER PREJUICIO BASADO EN LAS CASTAS EN LAS RELACIONES ENTRE CRISTIANOS, SE CONTRAPONE A LA AUTÉNTICA SOLIDARIDAD HUMANA Y CONSTITUYE UN GRAVE OBSTÁCULO A LA MISIÓN EVANGELIZADORA DE LA IGLESIA”

Ciudad del Vaticano (Agencia Fides) – “ No es suficiente que la comunidad cristiana asuma el principio de solidaridad como un ideal etéreo; más bien debe ser tenido en cuenta como la norma de la interacción humana”. Es la recomendación expresada por el Santo Padre Juan Pablo II a los Obispos indios de las provincias eclesiásticas de Madras-Mylapore, Madurai y Pondicherry-Cuddalore, a los que recibió en audiencia el 17 de noviembre al termino de la serie de Visitas ad limina.
El Santo Padre subrayó el tema ya afrontado con los otros grupos de Obispos indios: “La importancia de promover un espíritu auténtico de solidaridad en la Iglesia y en la sociedad”. “No podemos esperar defender este espíritu de unidad entre nuestros hermanos y nuestras hermanas sin una autentica solidaridad entre los pueblos – afirmo el Papa- Al igual que en otros muchos lugares del mundo, en la India se dan numerosos problemas sociales, en cierto sentido, estos desafíos están exacerbados por un sistema injusto de división de castas que niega la dignidad humana a grupos enteros de personas. A este respecto, repito lo que ya dije durante mi primera visita pastoral en vuestro país: La ignorancia y el prejuicio deben ser sustituidos por la tolerancia y la comprensión. La indiferencia y la lucha de clases deben transformarse en hermandad y servicio. La discriminación basada en la raza, el color, el credo, el sexo o el origen étnico deben rechazarse como absolutamente incompatibles con la dignidad humana”.
Juan Pablo II reconoció las numerosas iniciativas de la Conferencia Episcopal y las Iglesias individuales “para luchar contra esta injusticia”, y alentó a los obispos “a asegurarse siempre de que se dedica especial atención a los que pertenecen a las castas inferiores especialmente a los "dalits",. Cualquier traza de prejuicio basado en las castas en las relaciones entre cristianos, se contrapone a la auténtica solidaridad humana y constituye un grave obstáculo a la misión evangelizadora de la Iglesia”
Respecto a la Nueva Evangelización el Santo Padre señaló que es “particularmente importante en la sociedad moderna donde amplios sectores de la población que se encuentran en situaciones desesperadas que a menudo les llevan a buscar soluciones fáciles y rápidas a problemas complicados. Esta sensación de desesperanza puede explicar, en parte, porqué tantas personas se ven atraídas por las sectas fundamentalistas que les ofrecen un fervor efímero y les prometen riquezas y logros sociales”. “Nuestra respuesta debe ser la de ‘re-evangelizar’, cuyo éxito depende de nuestra capacidad para demostrar la vacuidad de esas promesas, convenciéndoles al mismo tiempo de que Cristo y su Cuerpo comparten sus sufrimientos”.
El Santo Padre recomendó después a los Obispos que continuasen promoviendo “la solidaridad entre el clero y una mayor unidad entre los Obispos y sus presbíteros”.Como hombres de fe “los sacerdotes no deben caer en la tentación de que el poder o los bienes materiales les aparten de su vocación, ni que las diferencias étnicas o de casta les impidan su misión fundamental de difundir el Evangelio”. Por último Juan Pablo II recordó que “un firme compromiso de ayuda mutua nos garantiza la unidad en nuestra misión, fundada en Cristo, y nos capacita para acercarnos a todas las culturas, a todos los conceptos ideológicos, a todos los hombres de buena voluntad”. La Iglesia invita también a los fieles “a abordar con prudencia y caridad la discusión y la colaboración con miembros de otras religiones”.. El Papa concluyó su discurso recordando que “la Iglesia Católica en India ha promovido de forma constante la dignidad de toda persona humana y el correspondiente derecho de todos los pueblos a la libertad religiosa. Su estímulo para tolerar y respetar las otras religiones ha sido demostrado con sus muchos programas de intercambio religioso a nivel nacional y local. Os animo a proseguir estos diálogos francos y útiles con los que pertenecen a otras religiones”. (S.L.) (Agencia Fides 18/11/2003 Líneas: 53 Palabras: 691)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network