http://www.fides.org

Asia

2003-10-31

ASIA/PAKISTÁN - EL PRESIDENTE DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL : MEJORAN LAS RELACIONES ISLÁMICO -CRISTINAS EN PAKISTÁN. LA IGLESIA TIENE EL RESPETO DEL GOBIERNO PERO PIDE LA ABOLICIÓN DEL LEY SOBRE LA BLASFEMIA

Lahore (Agencia Fides) - Mejoran las relaciones con los musulmanes; una valoración sustancialmente positiva sobre el trabajo del gobierno de Musharraf; la petición de abolir la ley sobre la blasfemia y la de los hudud, las penas de la ley islámica. Son los puntos principales señalados en un coloquio de Mons. Lawrence Saldanha, Arzobispo de Lahore y Presidente de la Conferencia Episcopal en Pakistán, con la Agencia Fides.
El Arzobispo ha explicado a la Agencia Fides : “Después del 11 de septiembre la Iglesia ha se ha enfrentado al problema del fundamentalismo que ve a la Iglesia cercana al mundo occidental. Nosotros cristianos estamos por una parte con el Occidente en la condena del terrorismo, pero estamos también con nuestros hermanos musulmanes, para construir un país donde se respeten los derechos humanos y las libertades fundamentales del hombre. Jugamos un papel importante para desarrollar las buenas relaciones entre los cristianos y musulmanes en Pakistán y en todo el Medio Oriente. Gracias también a las numerosas intervenciones del Santo Padre comienzan ya a comprender que los cristianos queremos construir buenas relaciones”.
Mons. Saldanha señala que “La presencia de algunos grupos fundamentalistas hace que necesitemos cuerpos de seguridad ante las iglesias principales en la ciudad. Pero desde las pasadas Navidades no se han producido ataques contra la comunidad cristiana y parece que la situación está mejorando sensiblemente. Actualmente tenemos buenas relaciones con los musulmanes moderados que están en gran mayoría en el país”.
Sobre la situación del North Wester Frontier Province donde ha entrado en vigor la ley sharia, Mons. Saldanha minimiza: “No estoy preocupado porque los mismo musulmanes entenderán que no beneficia a nadie. Basta ver que todavía no la han aplicado de modo estricto. Ellos mismo están en dificultades. Los cristianos no están sufriendo porque a ellos no se les aplica”.
El juicio de Mons. Saldanha sobre el gobierno pakistaní es sustancialmente positivo: “La posición del presidente Musharraf es difícil porque debe afrontar los partidos islámicos militantes. La Iglesia comparte lo realizado porque busca contrastar el islamismo radical”.
“El gobierno central -explica el Obispo - ha aprobado leyes en favor de los cristianos: a nivel político el voto no es ya determinativo sobre una base religiosa y tenemos disposiciones favorables a las escuelas católicas. Pero ahora pedimos la abolición de la ley sobre la blasfemia y sobre el hadud, que son los castigos previstos por la ley islámica introducidos por el general Zia, que con frecuencia afectan a las minorías. Prevén la mutilación de las manos o incluso la lapidación para las mujeres. Pedimos su abolición, aún cuando raramente sea aplicada”.
En Pakistán de una población de 155 millones de personas los musulmanes son el 97% en su mayoría sunitas con el 20% de chiítas. Los cristianos son el 2,5% entre los cuales hay cerca de 1,2 millones de católicos.
(PA) (Agencia Fides 31/10/2003 Líneas: 42 Palabras: 501)

Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network